Con el apoyo de MiAmbiente+ Mujeres ganaderas integran su propia escuela de campo agrícola


Tegucigalpa 31 de enero/2019. Indira Miralda es una de las productoras de Mangulile, Olancho que integra un grupo de mujeres ganaderas que fortalecen sus conocimientos y destrezas para trabajar de forma amigable con el ambiente, mediante la conformación de Escuelas de Campo Agrícolas (ECA) en el departamento de Olancho, la iniciativa es liderada por el proyecto paisajes productivos que ha  generado Múltiples Beneficios Ambientales Globales.

“La ganadería es muy importante en nuestras vidas, a través de ella alimentamos a nuestras familias y mandamos a estudiar a nuestros hijos. A mí me encanta estar en la ECA, con mis compañeras hemos aprendido a sacar todo el provecho de la leche, ahora no solo sacamos leche, sino que la procesamos y ahora hacemos requesón, crema y yogurt” expresó Indira Miralda productora de Mangulile.

Unas 17 mujeres en Mangulile al noroeste de Olancho, con el apoyo del Proyecto ha conformado su propia ECA, espacio de aprendizaje e intercambio de experiencias para quienes sus fincas y su ganado representan el medio de vida de sus familias y al lograr integrar su propia ECA consiguen trabajar de manera más ordenada y eficiente, puesto que el aprendizaje por medio de la observación y experimentación las convierte en expertas conocedoras de sus propias fincas.

El proyecto Paisajes Productivos, tiene su área de influencia en 14 municipios de los departamentos de Olancho, Yoro, Valle y Choluteca, la meta es fortalecer capacidades de 22 Escuelas de Campo Agrícolas, conformadas por alrededor 400 productores y productoras con el objetivo de reducir las brechas de desigualdad de género en el sector ganadero. En esa búsqueda ya se suma la ECA exclusiva de mujeres en Mangulile, Olancho.

El Proyecto, es ejecutado por la Secretaría de Recursos Naturales y Ambiente (MiAmbiente+), en conjunto con el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), y financiado por el  Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF, por sus siglas en inglés), con los objetivos de Reducir los impactos provocados por la ganadería al ambiente, conectividad de paisajes, productividad bajo un modelo de sostenibilidad ambiental con una ganadería baja en emisiones y  Manejo sostenible de tierras.

 

 Que es una ECA

Las ECA son espacios de capacitación vivencial; una forma de enseñanza fundamentada en la educación no formal donde familias o grupos demostradores y personal técnico facilitador, intercambian conocimientos tomando como base la experiencia y la experimentación a través de métodos sencillos.

 

La participación de mujeres en las escuelas de campo les permite afrontar mejor los desafíos que trae consigo el cambio climático y también contribuye al logro de los objetivos de la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible, especialmente con los objetivos 5 y 15, que busca la igualdad entre los géneros para conseguir un mundo pacífico, próspero y sostenible.

El valor ecológico de los murciélagos

El proyecto Paisajes Productivos en conjunto con la Universidad Nacional de Agricultura (UNAG), ha capacitado a 118 productores agrícolas y ganaderos, miembros de las Escuelas de Campo, con el objetivo de dar a conocer el valor ecológico de los murciélagos y su contribución para mantener una dinámica saludable en los ecosistemas y paisajes productivos.

 Así mismo, compartieron experiencias para concienciar y definir estrategias de protección y conservación de la fauna existente, buscando alternativas de convivencia entre los productores y la biodiversidad. Los participantes aprendieron sobre como diferenciar el murciélago-vampiro y que medidas pueden tomar para evitar ataques al ganado y pérdidas, respetando la biodiversidad.

“Cuando nos hablaron que darían una capacitación sobre murciélagos, pensé que sería sobre como matar a los murciélagos, ya que afectan a nuestro ganado, pero ya explicándonos su importancia ecológica, entendemos que es mejor tener murciélagos porque ellos aseguran el alimento que se genera con el trabajo de polinización que realizan”, dijo Héctor Canela de la escuela de campo Mangulile.

El murciélago es un animal totalmente benéfico, brinda al ser humano una gran cantidad de servicios, de los cuales no tenemos conocimiento, cuando comemos una fruta, no nos imaginamos que un murciélago fue quien actuó como polinizador, o quien dispersó la semilla que hizo crecer dicha fruta, sin murciélagos, algunos estos procesos naturales no podrían existir.

Al capacitar sobre la importancia de los murciélagos, el proyecto contribuye al cumplimiento de los principales instrumentos de planificación del país y compromisos internacionales orientados a propiciar el desarrollo sostenible de las comunidades y la conservación de la biodiversidad y los recursos naturales del país.

1-Controlan las plagas de insectos sin generar daños al ambiente

2-Dispersan semillas y polinizan flores de plantas de importancia ecológica

3- Regeneran y mantienen los ambientes donde viven otras especies